Saeta by mabm


el-viejo-guitarrista-ciego-pablo-picasso
El viejo guitarrista ciego (Pablo Picasso)

Una desgarradora saeta se escapa por la destartalada quijada de una maraña de piel y huesos. Un anciano de voz rota y mirada añeja, al que todos llaman loco, entona un mea culpa a modo de plegaria, que más parece un lamento que una oración.

Cada día, a la misma hora, se sienta en la acera de la calle más transitada de la ciudad sobre su raída manta verde en compañía de su amada y la acaricia con devoción mientras sus dedos se enredan con dulzura entre sus desafinados cabellos.

La gente cuenta que enloqueció de amor por una mujer de ébano y curvas sinuosas y que ese fue su mayor error: amarla demasiado.

Diciembre 2016

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s